Entradas

Mostrando entradas de 2014

Lagarto Ocelado ¿Dos ejemplares o solamente uno?

Imagen
El lagarto ocelado (Timon lepidus) es una belleza llena de color. Durante el verano, paseando al atardecer, me encontré en dos ocasiones con este hermoso animal, y aunque es algo escurridizo, accedió de buenos modos a posar unos minutos.
Las fotos estás tomadas en la misma zona durante junio y julio. Se puede observar la diferencia de tonalidades, sobre todo en la zona de la cabeza, entre los dos individuos, el primero con tonos más verdosos, y el segundo con tonos más ocres. Dudo que se trate del mismo individuo ya que ha pasado menos de un mes entre las dos fotos y la variación de color es bastante notable.

Mariposas de Videmala (II)

Imagen
Familia Lycaenidae

Lycaena phlaeas (Manto Bicolor): La pupación prematura inducida por la desecación de la planta nutricia (Rumex spp.) puede producir individuos muy pequeños, comunes en las últimas generaciones en localidades muy cálidas.






























- Lampides boeticus (Canela Estriada): se alimenta de Colutea arborescens (Espantalobos) y las larvas son atendidas por diferentes especies de hormigas como Lasius niger.




Leptotes pirithous (Gris Estriada): Abundante en áreas cultivadas, preferentemente alfalfares (Medicago sativa). Vuela desde febrero a octubre.


















Polyommatus icarus (Dos Puntos): En ambos sexos, existe una importante variación local, regional, interestacional e intraestacional en la talla y en los dibujos alares, probablemente atribuible a la extraordinaria adaptabilidad ecológica de esta especie, el más extendido de los licénidos europeos. 


La berrea desde San Lorenzo

Imagen
El objetivo de este fin de semana era poder observar la berrea. Para ello subimos al Puerto de San Lorenzo al amanecer y comenzamos la ruta. La ganadería descansaba aún en los tranquilos prados mientras que los buitres permanecían vigilantes en lo alto de unas peñas.


Tras una pequeña subida, alcanzamos un camino rodeado de árboles. Se notaba que el otoño había llegado por la presencia de diferentes tipos de setas. 

































Finalmente llegamos a una llanura en la que pastaban tranquilamente vacas y caballos. Una vez allí, pudimos observar varios rebecos en una ladera.



Pronto pudimos ver los primeros ciervos en un claro del monte, era un grupo de hembras que comían tranquilamente, sin embargo no había ningún macho entre ellas. Unos minutos más tarde otra hembra pasó a toda velocidad justo por detrás de donde estábamos colocados, seguramente asustada por nuestro olor.


Después de que el grupo de hembras se esfumase entre los matorrales, apareció un gran macho, majestuoso. Dotado de una hermosa co…